Es tiempo de volver a El Silencio

Pero no nos quedaremos callados.

El Silencio es uno de los lugares más espectaculares que haya visitado en la vida. Es en Colombia. En los llanos orientales. Tres horas desde Villavicencio hacia adentro. En medio de la inmensidad. Donde la línea del horizonte es infinita.

Pájaros de mil especies. Caños cristalinos. Sabanas que parecen hechas a mano. Olor a ganado y caballos. Y variedad de sabores que da la comida hecha con leña. A todo quisiera tomarle fotos. A todo. Pero hay que enfocarse.

Hace unos años, cuando vivía en Londres, me suscribí a una revista que me pareció muy útil porque enseñaba técnicas de edición en photoshop. Estaba hecha para fotógrafos. Leyendo de punta a punta cada una de las revistas que me iban llegando, encontré también útil los consejos prácticos que nos daban a los fotógrafos.

En uno de los números, recuerdo, hicieron un ejercicio que me pareció perfecto. Decía el artículo, que deberíamos escribir en papelitos, varios temas.  Por ejemplo: puertas, ventanas, gente caminando, gente durmiendo en la calle, cables, cielo, etc. Pues bien, después de escribir unos 10 temas, debíamos meterlos en una bolsa y batirla bien. Con una sola mano, había que sacar dos papelitos solamente. Luego había que salir con la cámara, enfocados, buscando los temas seleccionados por azar.

Confieso que ya no escribo temas. Ni uso bolsas. Pero si trato de proponerme dos ó tres temas a desarrollar cada vez que salgo a hacer proyectos personales. En esta oportunidad, en los Llanos, haré retratos de gente que me encuentre. Y, practicaré algo que hace muchos años no practico: fotografía de paisajes. Me parece que sería un desperdicio no aprovechar el escenario para tomarle fotos a uno de los lugares más hermosos que hay en Colombia. 

Ese será mi proyecto en esta Semana Santa, aparte de agradecerle a Dios por permitirnos estar en familia, con buena salud, con un año más de Mundial de Fútbol, pero sobre todo, darle las gracias por darnos la oportunidad de disfrutar del maravilloso país que escogió para nosotros. 

Acá publico un adelanto del lugar a donde voy. Esta foto fue tomada por Juan Camilo Carrizosa, mi amigo del colegio y compañero de aventuras en el Amazonas. Juan nos acompañó el año pasado y esta foto, que me encanta, me inspira para ir a los Llanos, enfocado en paisajes.

En este mismo espacio, haré una actualización después de Semana Santa, donde podrán ver las fotos que haga. Me parece increíble poder invitarlos a viajar por Colombia conmigo a través de la fotografía.


 by Juan C Carrizosa

by Juan C Carrizosa


 by Pablo Salgado

by Pablo Salgado

  by Pablo Salgado

by Pablo Salgado

  by Pablo Salgado

by Pablo Salgado

  by Pablo Salgado

by Pablo Salgado

el silencio